Día de la enseñanza II. Carta de dos docentes jubilados.


El 31 de enero se celebró el Día de la Enseñanza, una jornada marcada un año más por los recortes en la enseñanza pública. La Plataforma por la Educación Pública ha aprovechado la ocasión para difundir una carta muy especial de dos docentes jubilados que responden negativamente a la invitación del consejero de Educación, Marcial Marín, para estar presentes en los actos oficiales. La Plataforma se adhiere a las palabras de los compañeros e invita a que todos aquellos que estén de acuerdo con la misiva también lo hagan. He aquí la misiva íntegra:

DÍA_DE_LA_ENSEÑANZA_2014

Señor Consejero de Educación, Cultura y Deportes de la Junta de Comunidades de Castilla la Mancha:

Quiero agradecer su invitación al Día de la Enseñanza, pero la presente es para comunicarle mi ausencia en dicho acto, tal y como se pedía que confirmara en el escrito recibido.

Aunque no pretendo abusar de su amabilidad ni de su tiempo creo necesario explicar, brevemente, el porqué de mi determinación.

Como empleado público, decidí optar por la jubilación voluntaria, que no era mi primera opción, cuando comprendí que había un conflicto entre principios básicos del Estatuto que nos regula (Ley 7/2007 de 12 de abril), concretamente el de lealtad con la Administración y la satisfacción de los intereses generales de los ciudadanos, habida cuenta las políticas educativas de su Consejería que cercenan derechos y recortan expectativas, especialmente en lo que se refiere a la libertad de expresión y a la atención a las personas con mayores necesidades educativas. También creo firmemente en una educación basada en valores éticos, tal como explica Victoria Camps, “que forman el carácter y permiten promover un mundo más civilizado”, no necesariamente más competitivo.

Por otra parte y como dice Javier Marías “el poder es poder porque no cuenta con nadie” y como efectivamente nunca han contado con la opinión y experiencia del profesorado para la gestión, organización y legislación educativas, no quiero que cuenten conmigo en esta ocasión para colmarme de tópicos al uso: esfuerzo abnegado, impagable labor, etc.

No sé si no se enteran o no nos entienden, sólo se trata de cumplir con nuestro deber como empleados públicos en bien del interés general, por lo que únicamente me interesa la satisfacción con el trabajo bien hecho y el reconocimiento y cariño de mis compañeros, alumnos y familias, lo demás sinceramente carece de importancia.

Permítame que me despida en diferido, ya que no estaré presente en el acto, que espero no sea ningún simulacro y que con esto dé por finiquitada mi carta.

Atentamente

Javier Ballesteros (administrativamente, ex-empleado público, pensionista, no creo que pueda jubilarme nunca de ser o haber sido maestro)

Francisco Javier Pérez Cortijo

La Plataforma por la Educación Pública de Cuenca comparte las opiniones expresadas en la misiva por los compañeros e invita a todas las personas preocupadas por la educación pública a que también muestren su adhesión a la misma.

Anuncios

Aporta tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s